ALERGIA Y FEMINIZACIÓN DE LA VOZ

¿Qué es la alergia?

La alergia es la reacción del sistema inmunológico provocada por cualquier tipo de sustancia que sea susceptible de ser un alérgeno. Dicha sustancia es considerada como un cuerpo extraño por el organismo cuya reacción de defensa es exagerada. Las alergias más habituales son las alergias al polen, a los ácaros, al polvo, a los animales…

El cuerpo reacciona de forma exagerada al alérgeno liberando la histamina.

¿Qué es la histamina?

La histamina es la sustancia responsable del goteo nasal, del exceso de mucosidad y de la inflamación alérgica en general que observamos en casos de rinitis alérgica.

La histamina está presente en los tejidos de nuestro organismo y se encuentra de forma natural en las células de nuestro sistema inmunitario constituyendo así un mediador fundamental de la respuesta alérgica.

Cuando un alérgeno penetra en nuestro organismo, los anticuerpos se unen a él y ahí es cuando empieza a desencadenarse la liberación de la histamina, la cual será responsable de los síntomas como la tos, la disfonía, los estornudos, el lagrimeo, el picor, el enrojecimiento de los ojos, la urticaria, la inflamación…

Los antihistamínicos son bloqueadores de los efectos de la histamina.

La rinosinusitis alérgica

En casos de alergias respiratorias, hablamos de rinosinusitis alérgica la cual está al origen de los síntomas siguientes : 

  • obstrucción nasal
  • estornudos
  •  picores a nivel de la garganta y de la nariz
  •  ronquera
  •  carraspeo por flema
  •  ardor en la garganta
  •  tos
  •  dificultad respiratoria
  •  ojos llorosos

La rinosinusitis alérgica puede producir alteraciones en la resonancia de la voz y alteraciones de orden funcional.

Dichas alteraciones funcionales de la voz pueden llevarnos a patologías de orden orgánico como nódulos y pólipos en reacción a los síntomas provocados por la alergia.

Efecto en la voz

– Habitualmente, las alergias de tipo respiratorias van a modificar el color de la voz : el timbre de la voz se vuelve nasal o velado, la proyección vocal se ve alterada y puede llegar a provocar daños severos en la voz (sobretodo en la voz del cantante).

– La producción excesiva de mocos puede producir una irritación constante en la zona de la laringe induciendo a un carraspeo repetitivo o una tos que pueden producir traumatismos en las cuerdas vocales y laringe.

– La rinosinusitis alérgica, puede traer consigo una inflamación recurrente de la garganta, sequedad y disfagia, lo que lleva a una tensión anormal en la faringe y en la laringe.

– Aunque la rinitis alérgica sea pasajera en función de los pacientes y de las épocas del año, sus repercusiones a nivel vocal pueden llegar a ser graves y a perpetuarse en el tiempo derivando en alteraciones de orden no sólo funcional sino orgánico como nódulos o pólipos consecutivo alteración del gesto vocal en general.

– La rinitis alérgica produce una congestión de la vía respiratoria qué es frecuentemente asociada a un cuadro asmático.

– El aumento de la secreción de mucosidad, la dificultad para respirar puede provocar edemas a nivel de las cuerdas vocales, y entre el moco que baja de la nariz y el moco que sube de los bronquios, puede producirse una inflamación importante.

Cuidado con los inhaladores

Por otra parte, los inhaladores con corticoides, que son muy buenos para la relajación de la contracción muscular para aliviar los bronquios, pueden, debido a su efecto relajante a nivel muscular, producir un cierre inadecuado de las cuerdas vocales lo que va a obligar a la persona aumentar el nivel de tensión muscular para poder producir un sonido adecuado. Esto puede provocar un sobreesfuerzo.

Este esfuerzo muscular para compensar el defecto de cierre de las cuerdas vocales conllevará a un aumento de tensión muscular que derivará en un sobreesfuerzo vocal provocando así una fatiga vocal recurrente que culminará en una disfonía. Con el tiempo, si la alergia es recurrente, se acabarán instalando malos hábitos vocales.

Habitualmente los inhaladores con corticoides no son recomendables por qué producen por una parte dependencia y por otra tienen efectos secundarios a medio y largo plazo bastante negativos para la voz.

En cuanto a los antihistamínicos, son muy buenos para reducir los síntomas como el lagrimeo, y la producción de mucosidad en exceso, pero tienen un efecto negativo para las cuerdas vocales y es que van a resecar la mucosidad.

Alergia y feminización de la voz

A lo largo de todos mis años de carrera, he trabajado con muchas pacientes alérgicas y asmáticas. Los síntomas de la alergia son bastante invasivos y molestos, por lo que en periodos de alergia, la organización de las sesiones de feminización de la voz suele ser diferente de la habitual. 

Habitualmente, se organiza el calendario de sesiones en función de los síntomas que presenta la paciente, ya que de nada sirve trabajar con cuerdas vocales inflamadas, al revés, se podrían causar más daños de los que ya hay. También, lo que suelo hacer es dar recomendaciones a mis pacientes para aliviar la sintomatología con vahos, gárgaras y otros hábitos para limpiar la voz y atenuar los efectos molestos de la alergia. 

La voz feminizada de una paciente alérgica siempre sufrirá alteraciones durante los periodos alérgicos. Sin embargo, las pacientes alérgicas que han trabajado conmigo no han referido de ninguna alteración en su forma de hablar femenina (a parte de los efectos propios de la alergia durante el periodo alérgico : ronquera, tos…). 

En general, la mejor opción es no trabajar la voz de una mujer alérgica en periodos de alergia, con el fin de evitarle a las cuerdas vocales y a la laringe un sobreesfuerzo, y proceder a la feminización de la voz organizando las sesiones en periodos no alérgicos.

Durante los periodos de alergia, la voz feminizada sufrirá los mismos síntomas que una voz no feminizada, es decir, ronquera, disfonía, dos, carraspeo, lagrimeo, picor en la garganta, etcétera.

Estos síntomas, aunque afecten a la calidad de la voz, no tienen por qué afectar la feminidad hablada (salvo a largo plazo como ya hemos mencionado en caso de recurrencia y de aparición de disfonía funcional u orgánica), la voz será percibida como una voz alérgica femenina.

¿Qué debo hacer en caso de ser alérgico(a)?

Si eres alérgico(a) se recomienda que acudas al otorrinolaringólogo y al alergólogo para obtener un tratamiento adecuado.

No te automediques y busca un tratamiento eficaz y personalizado.

El foniatra o logopeda actuarán en función de los casos para rehabilitar el gesto vocal e impedir que se instalen malos hábitos vocales.

Prevención y alivio de los síntomas

Para prevenir los efectos negativos de la rinosinusitis alérgica sobre la voz, se aconseja:

– lubricar la garganta de manera recurrente con glicerina y bicarbonato

– hidratación con vahos y gárgaras

– disminución de la carga vocal durante los días de alergia

Consúltanos AHORA

No lo dudes más y contáctanos, tu 1ª cita es totalmente GRATUITA. Te orientaremos y resolveremos todas tus dudas.

Fuentes : hifasdaterra.com, integrasaludtalavera.com, centrodefoniatria.com

Contáctanos por WhatsApp